Andrew Powell, consejero de la unidad de investigación del Banco Interamericano de Desarrollo, señaló que la economía peruana se ha visto favorecida gracias a su prudente régimen monetario y fiscal. De acuerdo con el especialista, este marco jurídico y económico ha permitido que el país andino atraiga cuantiosas inversiones en distintos sectores.

“En la actualidad, Perú cuenta con un sistema monetario y un régimen tributario prudente, y se han trazado objetivos claros y transparentes. Considero que esto ha sido la clave para atraer inversiones”, indicó Powell.

En los últimos años, los sectores que más han atraído la inversión extranjera al Perú han sido el de la minería, las comunicaciones, las finanzas, la energía y la industria.

España es el líder en la lista de los países origen de las inversiones, con más de cuatro mil quinientos millones de dólares estadounidenses invertidos en el Perú. Le sigue de cerca el Reino Unido, con unos 4.300 millones de dólares. El tercer lugar lo ocupa Chile, con 3.402 millones, y en cuarto está Estados Unidos, con 3.193 millones de dólares de inversión.

No obstante, una importante empresa británica está por comenzar la ejecución de una inversión superior a los 5.500 millones de dólares, correspondiente a un desarrollo minero en Quellaveco, para extraer cobre. De esta forma Gran Bretaña desplazaría pronto a España del primer lugar.

Andrew Powell añadió que las estimaciones que maneja sobre el crecimiento de la economía peruana en el futuro cercano son bastante firmes. De hecho, recientemente el Banco Central del Perú corrigió al alza sus estimaciones de crecimiento económico para el país. De mantenerse la tendencia actual durante el resto del año, la economía inca crecería más del 4% durante 2018.

El especialista del Banco Interamericano también se refirió al panorama de la economía internacional y su potencial impacto en Perú. Aseguró que Perú tiene las condiciones fiscales que se necesitan para salir airoso de una guerra comercial entre Estados Unidos y China.